fertilidad

Fertilidad

Home » Fertilidad

Salud Fertilidad en FecunMed

En FecunMed, somos especialistas en el estudio y el tratamiento de la fertilidad. Y podemos asesorarte en cuanto a salud reproductiva, tanto para que cuides de la tuya propia, como para que sepas cómo hacerlo con la de tus hijos desde que son pequeños. Por ejemplo, ¿sabías que la corrección quirúrgica de la fimosis en un niño está estrechamente ligada a su salud reproductiva? Del mismo modo, llevar una buena dieta que evite la obesidad también es un punto muy importante.
También realizamos diagnósticos ante causas femeninas de infertilidad, que pueden tener origen ovárico, tubárico o uterino.
En cuanto a las causas masculinas de infertilidad, podemos encontrar un origen de oligo-asteno-terato zoospermia, de azoospermia o de aneyaculación.
Pero la infertilidad puede deberse no a uno sólo de los miembros de la pareja, sino a ambos. En estos casos, que suponen el 20% de las parejas estériles, también contamos con soluciones.
Para todos ellos, realizamos estudios y diagnósticos que nos servirán para, posteriormente, ofrecerte el tratamiento adecuado, con la finalidad de que la reproducción asistida te ayude a formar una familia.

Otras complicaciones

El aborto espontáneo es una complicación bastante frecuente en el embarazo, y tiene lugar hasta en un 15% de las gestaciones. Cuando se producen dos o más consecutivos, estamos hablando de un aborto de repetición. En estos casos, recomendamos encarecidamente recurrir a ayuda profesional, puesto que puede significar que el siguiente embarazo también termine en aborto, dado que puede haber un agente causal común.
Por otro lado, muchas parejas también se encuentran ante la situación de una esterilidad de origen desconocido, es decir, que no parece haber motivo aparente por el que la pareja no consigue el embarazo. Sin embargo, los avances en este campo están reduciendo estos casos.

Preservación de la fertilidad

La preservación de la fertilidad es una opción a tener muy en cuenta en los casos en los que la fertilidad futura puede estar en peligro. Por ejemplo, las mujeres que tengan previsto tener hijos después de los 35 años, cuando disminuye la cantidad y la calidad de los ovocitos, puede vitrificarlos para mantener la capacidad de los mismos de ser fecundados a pesar del paso del tiempo.